Santiago, Chile
+56 9 6847 9252

Una Forma Simple para Encontrar Ideas

Hoy en la mañana leí un artículo de la revista Que Pasa? sobre un Chileno que ha creado una bolsa soluble en agua, que reemplaza las bolsas plásticas. Este artículo me pareció muy interesante y creo que son de esos artículos que te invitan a crear soluciones innovadoras a problemas de la vida cotidiana, pero ¿dónde empezamos?

 

Personalmente creo que, para comenzar, debemos tener una mirada cuestionadora de lo que ocurre en el día a día.   Si queremos innovar, plantearnos preguntas es un buen punto de partida. Por ejemplo, ¿Por qué las personas prefieren comprar en Alí Express a pesar de la demora en el despacho?

 

Nuestros cuestionamientos pueden tener como objetivo el entendimiento de una necesidad, encontrar algún problema en una solución existente, confirmar una suposición o entender el funcionamiento de algún procedimiento. Es importante tener en cuenta que para lograrlo, debemos evitar las preguntas que podamos responder con sí o no. Si realizamos este tipo de interrogantes, llegaremos a un final rápido en nuestra «investigación», y no lograremos sacar un mayor provecho al conocimiento que podríamos adquirir.

Pues bien, al hacernos preguntas, tenderemos a realizar cuestionamientos vagos, generales, abiertos, por lo tanto, será bueno ir refinando y acotando. Te invito a jugar a generar una buena cantidad de preguntas, unas 20 por ejemplo y luego selecciona las que te parezcan mejores. En un inicio no es tarea sencilla (lo he comprobado personalmente) pero mientras más practiquemos mejor nos volveremos generándolas y más posibilidades tendremos de encontrar una idea que nos lleve a una solución ingeniosa.

Cuestionar es una actividad que no solo nos ayuda a encontrar ideas, nos ayuda a entender el mundo en el que vivimos y a estar en constante aprendizaje, cómo decía Albert Einstein:

Lo importante es no dejar de hacerse preguntas

 

 

 

¿Qué te pareció este artículo?

Deja un comentario